ANÁLISIS DE LA SITUACIÓN ACTUAL

http://www.deporteespana.es

Resulta evidente que la posición de España, en el ámbito de la dirección de organizaciones deportivas supranacionales, es de desventaja respecto a otros países. Para señalar esta situación se han analizado los órganos de gobierno de la práctica totalidad de las federaciones internacionales.

España cuenta con la siguiente presencia en posiciones de mayor relevancia federativa del deporte internacional: 

  • Presidencia de Federaciones Internacionales: 3 (Triatlón, Piragüismo y Kárate) 
  • Presidencia de Federaciones Europeas: 4 (Kárate, Pelota Vasca, Fútbol americano y Baile Deportivo). 
  • Además, cuenta con 8 vicepresidentes y 8 secretarios generales en Federaciones Internacionales, y 5 vicepresidentes en Federaciones Europeas.


Si tan solo contamos con los países del G20, España se posicionaría en el puesto 16, por detrás de países como la India, México, Brasil o Argentina. Los grandes dominadores de las Federaciones Deportivas Internacionales son EEUU, Rusia y China, quienes ostentan más de 30 cargos en dichas entidades.

Dentro de los países pertenecientes a la Unión Europea podemos destacar a Italia (con 13 representantes), Alemania (9), Reino Unido (8) y a Francia (6). También, toman relevancia países pequeños pero poderosos como Austria (5) y Suiza (4).

Esta situación se repite en el ámbito internacional donde Kuwait, Qatar, Emiratos Árabes o Arabia Saudí van copando cada vez más puestos de responsabilidad, a pesar de que su nivel deportivo internacional no es elevado.

Del resto de directivos de alto nivel en las organizaciones que regulan el deporte internacional como el COI (4), el EOC (1), el IPC (1) o los World Games (2) algunos de ellos repiten cargos en sus respectivas Federaciones Internacionales. En sus comisiones de atletas está Teresa Perales como miembro de la Comisión de Atletas del IPC, no habiendo representación en el resto.

En la WADA la representación española es nula y en el TAS España cuenta con dos miembros en su tribunal.

Al igual que ocurre en las Federaciones Internacionales, en los organismos reguladores del deporte internacional las naciones con mayor presencia son EEUU, Rusia, China, Australia, Italia, Alemania, Francia y algunos países pequeños como Suiza, Austria o Kuwait.

Ciertos países, que no son potencias deportivas, están intentando adquirir poder político mediante la representación en distintos organismos del deporte. Por ejemplo, Austria y su presidencia de la Federación Internacional de Judo o de la Federación Europea de Balonmano, Qatar, que domina el Atletismo, el Baloncesto, la Equitación y la Halterofilia en Asia, sin destacar en ninguno de estos deportes o Suiza, que preside una de las federaciones con más peso, la FIFA.